¿Tengo vocación o talento?

Imagen de encabezado extraída de: http://elobservadorenlinea.com/2015/05/vocacion-y-profesion/

Por Daniela Guerrero

Hola queridos lectores, ya un tiempo sin compartir este espacio con ustedes, espero se encuentren muy bien.

Hace unos días tomé el transporte público y detrás de mi asiento iban platicando dos señoras, entre las cosas que alcancé a escuchar, hubo una que especialmente me llamó y es que iban hablando de sus respectivos hijos y una le comenta a la otra, “pero como que se quiere salir de la escuela, es muy bueno, me acuerdo que dibuja muy bonito desde chiquito, se le veía la vocación
Y llamó mi atención, porque a pesar de que VOCACIÓN, es una palabra que estoy segura que todos escuchamos continuamente, ya sea en alguna materia en la escuela hasta en frases motivacionales como “Encuentra tu vocación y encontrarás la felicidad eterna”, solemos confundirla con muchos otros conceptos, especialmente con el TALENTO.

Primero me gustaría, definir el significado de ambos conceptos: 

Vocación, el cual proviene del latín vocatio, que a su vez se derivó del verbo vocare que significa “llamar”. 

VOCACIÓN: Inclinación de una persona hacia una profesión, forma de vida o una actividad.

-Diccionario Salamanca de la Lengua Española 

Talento, proviene del latín talentum, que significa aptitud o inteligencia

TALENTO: Habilidad, capacidad o disposición de una persona para una cosa.

-Diccionario Salamanca de la Lengua Española 

Como podremos observar, son dos términos muy diferentes, vocación se relaciona con los deseos y gustos del individuo mientras que talento, se refiere a las habilidades del mismo, aunque, verdadero es que hasta cierto punto, estos conceptos se pueden vincular, digo, ¿a quién no lo motiva que una actividad le salga increíble sin poner mucho esfuerzo?. 

Y es por ello que la mayoría de las veces elegimos carreras o empleos “equivocados”, que elegimos por parecernos sencillos, sin embargo no nos llenan emocional ni espiritualmente , y que hacen que cada mañana que nos levantamos, nos cuestionemos si realmente queremos seguir, y que en cuando llegamos a la institución, en lo único que pensamos es en la hora de salida.

En caso que estés en una situación similar, te invito a parar unos minutos tu vida y contestar las siguientes preguntas:

¿Cómo soy?, ¿qué quiero?, ¿qué o quién me motiva?, ¿hacia dónde quiero ir?

Las respuestas a estas interrogantes, pueden ayudarte a encontrar tu vocación y esclarecer un poco el camino a seguir.

Entonces, ¿CUÁL ES TU VOCACIÓN?

Déjame saber en los comentarios tu opinión, así mismo te invito a darle like, compartirlo con tus amigos y suscribirte al blog. Recuerda que puedes encontrarnos en Facebook como Bloguea tu Mente y a mí en Twitter como @DaniGroBTM.

Anuncios